Archivo

Archive for 28 diciembre 2012

[Opinión] Se acabó con Naruto

diciembre 28, 2012 Deja un comentario

image_thumb75

 

Lo veía venir, desde hace bastante tiempo, y seguramente, muchos de vosotros también lo habéis visto venir desde hace muchísimo tiempo. Naruto se ha convertido, no solo en un referente del Shonen más puro y tópico de esta pasada década, sino en una de las series más amadas y odiadas entre todos los amantes a los manga-animes venidos desde el país del Sol naciente. Pero lo acontecido en estos últimos… casi 100 números del manga son el claro ejemplo de que los shonen están de capa caída, siendo este el último ejemplo que necesitaba para abandonar, de una vez por todas, mi pasión por este manga. No es por el relleno por lo que me quejo esta vez, porque creerme  no hay ni un shonen que no se apoye en el relleno para seguir adelante con su vida, al menos en las versiones animadas. Pero esta vez me quejo de lo obvio y de la nula originalidad que esta demostrando este manga ultimamente.

Si, claro, es obvio que yo me queje, siendo un fan desde los primeros días de este shonen, pero he llegado al punto de no retorno y de dar por perdida este manga-anime. Todo por el pecado más obvio y más tópico de los shonens: los Deus Ex Machina. ¿Que a que me refiero? Bueno, pongamos por ejemplo a Dragon Ball Z y el combate entre Perfect Cell y Gohan: ¿Que ocurrió para que Gohan pudiera vencer definitivamente a Cell? Digamos que tuvo que morir un personaje secundario, concretamente el Androide 16, que se sacrifico para salvar a la gente de la Tierra. Gracias a su sacrificio, Gohan alcanza el nivel de Super Saiyan Nivel 2 y consigue derrotar por primera vez a Cell. (Y luego se intenta inmolar y etc.) pues, esto parece que es el escenario perfecto para que Kishimoto “demuestre sus grandes dotes de guionista y solucione una dificil situación” en la que ha puesto a todos los personajes del universo ninja.

[SPOILERS AHEAD, FUCKERS – LEERLO BAJO VUESTRA RESPONSABILIDAD]

Bueno, pues es en el siguiente capítulo de este Manga, tenemos el problema en cuestión: estamos en el apogeo de la Cuarta Guerra Ninja; Madara Uchiha y Obito, que era el enmascarado poseedor del Rinnegan y Sharingan, ya estan formando al Bijuu de 10 Colas y, tras la muerte de los padres de Shikamaru e Ino, planea atacar al frente del Ejército Ninja de las 5 Naciones. Sin embargo, la última linea de defensa recaen en los Hyûga, tanto Neji como Hiashi e Hinata que mantienen una linea de defensa activa para que Naruto pueda reunir chakra suficiente y seguir adelante. Pero los dos Uchiha atacan al grupo, hiriendo de muerte a Neji, que muere apoyado encima de Naruto y le dice que ha sido un honor morir protegiendole y que tanto su vida como la de Hinata y todos sus compañeros le deben un enorme favor. A partir de ahí, se produce una  confrontación de ideas, entre la posible rendición de Naruto y el “despertar” que le provoca Hinata, lo cual solo redunda en el hecho de “Tienes que apreciar lo que han hecho los demas por ti y no hacer su perdida en vano”, el argumento más flojo y más obvio para un shonen que jamás se haya escrito. Lo que hace que esto “despierte” en su interior y pueda activar el Modo Sage y empezar otro ataque ante el Bijuu de 10 Colas.

¿Y que me jode más de esto? Bueno, de que estoy ya hasta las cojones de tanto tópico. Ni uno, NI UNO de todos los shonen que he visto, leído o, si quiera, observado su argumento por encima, han variado su planteamiento: las reglas no escritas de los shonen de mediados de los 80 siguen vigentes en las nuevas series de los tiempos modernos que vivimos. Mangas ya lejanos como YuYu Hakusho JoJo´s Bizarre Adventures o animes como Saint Seiya Hokuto no Ken nos han demostrado que siempre que un personaje se encuentra ante un problema demasiado poderoso (veasé un enemigo demasiado poderoso ya fuera Toguro como Dio, Saga o Raoh, respectivamente) siendo el máximo exponente de esta época el hiper-conocido manga-anime Bola de Dragón, donde Goku siempre tenía que ir de un lado a otro y donde encontraba una solución siempre en el último segundo para derrotar al enemigo de turno. Pero, ¿porque estoy removiendo el baúl de los trastos viejos? Porque quiero dar a entender que no podemos vivir de la “herencia recibida” por estos estandares de hace 30 años casi.

Porque, me voy a quemar los dedos diciendo esto: LOS SHONEN NO HAN EVOLUCIONADO NADA EN 30 AÑOS. La receta ya esta hecha, ¿para que hacer algo nuevo? Parece que la tipica teoria de poner a un enemigo ultra-buffeado y hacer que el protagonista tarde 23 capítulos en mejorar y hacerse mas fuerte solo para encontrarse a otro más fuerte al destruir al anterior rival y así sucesivamente. Porque, ¿para que innovar, si tenemos una plantilla predefinada para hacerlo? ¿Para que partirnos la cabeza para poner situaciones casi imposibles y que requieran de inteligencia para el protagonista cuando se pueden tirar “cargando energia/ki/chakra” 20 episodios para realizar un Finisher que destruya al rival?

Si, esto es más o menos una queja. Blablablabla. Feliz Año Nuevo.

Categorías:Chorreces, Manga, Mi Vida Etiquetas: , , , ,

¡Nos Vamos Al Cine! – El Hobbit

diciembre 15, 2012 Deja un comentario

Bueno, pues ya hacía eones que no tocaba esto y, la verdad, no niego que no sea porque no he estado por WordPress. He estado ayudando a los colegas de Frikarte y a Blogocio en sus respectivas webs y, la verdad, espero que eso me ayude a seguir “desarrollando” esta vena escritora. Fuera chorradas y pongamonos con lo que nos ocupa: El Hobbit, una nueva interpretacion de Peter Jackson sobre las obras del escritor ingles J. R. R. Tolkien. Como no podía ser de otra manera, el hype por esta película ha sido la nota dominante, asi como el anuncio de una trílogia; innecesaria en mi opinión, pero vamos… que sabre yo de cine.

ARGUMENTO:

“El Hobbit” cuenta la historia de como Bilbo Bolson encontró el Anillo Único. Pero lo que tambien cuenta es la historia de Thorin “Escudo de Roble”, heredero del rey de los Enanos, que intenta reconquistar su ciudad de Smaug, un dragón que ocupo Erebor, la Montaña Solitaria y ciudad de los Enanos, que ocupa desde hace tiempo. Por ello, Thorin recluta a 13 enanos, afines a su causa, a Gandalf el Gris y al mismo Bilbo Bolsón, como “saqueador”. Sin embargo, el pequeño hobbit se niega a ir con ellos, pero luego se apunta con la promesa de vivir una aventura “que le cambiará para siempre”.

Tras vivir un par de aventuras, se desvela que Thorin esta siendo perseguido por un orco de color pálido, Azog, que mató al padre de Thorin en una batalla entre orcos y enanos hará 20 años, cuando los enanos intentaron refugiarse en las minas de Moria. Mientras tanto, Radagast, el “mago pardo” y guardián del Bosque Verde, tiene un encuentro desafortunado con un Nigromante, y encuentra a Gandalf y la compañía para avisarles de que dicho nigromante esta utilizando a los muertos como soldados. Mientras sobreviven al encuentro con tres trolls, saquear su botín (donde Bilbo encuentra su espada, Dardo) y a una emboscada de las tropas de Azog, la compañía llega a Rivendell, donde Elrond ayuda a descifrar el mapa con el que los Enanos podrán entrar en la Montaña Solitaria.

Tras quedar atrapados en una lucha de Gigantes, el grupo se guarece en una cueva. Bilbo intenta irse, diciendo a Fili, uno de los Enanos, que el añora su tierra y que decide volver, pero todos caen a los dominos de los Trasgos por una trampilla. Tras escabullirse, Bilbo cae más abajo hasta un lago subterraneo donde encuentra un Anillo y, poco despues, a la criatura Gollum. Esta decide comerselo, pero Bilbo le reta a acertijos para salvarse. Al final, Bilbo utiliza el Anillo, volviendose invisible, y zafandose de la criatura, que maldice su nombre para toda la eternidad. Mientras tanto, Thorin, Gandalf y la Compañia escapan de los Trasgos, dando muerte a su rey. Pero tras salir todos, y Thorin disculparse por haber llamado cobarde a Bilbo, son perseguidos otra vez por Azog, que parece estar a punto de cumplir su venganza. Tras una abrupta batalla, la Compañia es salvada por las Águilas, diezmando las fuerzas de Azog y poniendo a salvo al malherido Thorin y a sus enanos. La película acaba con el grupo observando la Montaña Solitaria y con un vistazo a Smaug, que despierta de su sueño enterrado en una enorme pila de monedas de oro.

SENSACIONES:

Una nueva sección que me he sacado de la manga pues porque si. Pa eso lo valgo. Cualquiera que no haya vivido bajo una piedra en estos últimos 10 o 12 años, sabrá que “El Señor de los Anillos” ha sido una de las trílogias de ficción más épicas de la historia del cine moderno y de las más rentables, sin duda alguna. Ante el anuncio de “El Hobbit”, la precuela, todo el mundo empezaba con el hype y con las posibilidades, pero un servidor no le ha dado mucho bombo.

Si no ha sido por Andres, un colega con el que llevo muchos años pateandome las salas de cine de Valladolid, no me hubiera importado no ver “El Hobbit”, pero, sinceramente, no tenía ninguna esperanza puesta en esta película. Ni interes tampoco, vamos. La veía como una oportunidad nueva de Jackson para seguir exprimiendo la licencia de “El Señor de los Anillos” y hacer dinero, usando la excusa del 3D como una cortina de humo para “mostrarnos la Tierra Media como jamás se ha visto antes” y clavarnos un precio desorbitado por ver “un nuevo prodigio del cine morderno”. No me ha decepcionado esta segunda idea.

Hay una cosa que si que hay que apuntar y es esta: los pedazo cines UGC-Cinecité de los que hace gala el Centro Comercial Equinocio, en Zaratán. Una sala enorme, con un sistema de sonido increíble y que han hecho que sume puntos al final de esta puntuación. Tambien, he de añadir el acierto de Jackson a la hora de filmar en 48 FPS. Sinceramente, este puede ser el futuro del cine, ya que muchas películas, sobre todo de acción, podrían usar esta técnica para desplegar todo su contenido sin que el público sienta un “aturullamiento” de eventos en la misma pantalla. Aunque, no se si es por la operacion de miopia a la que me sometí, el 3D se hacía, en algunos momentos, muy borroso y en algunas escenas, no pude concentrarme bien por el montón de cosas que pasaba (por ejemplo, la pelea entre la Compañia y los Trasgos)

La banda sonora tambien ha dejado muy buen sabor de boca, siendo Howard Shore el compositor de este largometraje. Sigue el mismo nivel que la BSO de “El Señor de los Anillos”, asentando un buen nivel y rematandolo con un mágnifico trabajo con la Canción de los Enanos. Aunque peca de repetitiva, como lo hacía la otra, es un aspecto que me ha gustado mucho y que, al menos, se que Jackson ha respetado (y respetará) ese punto “de unión” entre la BSO de las tres películas “del Anillo” y esta nueva trilogía “del Hobbit” (aunque pienso que con dos películas hubiera bastado, pero que sabre yo)

Si, lo se. Esto deberia ser objetivo y tener nada de subjetivismo, pero miralo por este lado: te cuento todo como debería ser contado sin usar un tono cordial. Piensa en mi como el amigo brasas que te da la chapa sobre la siguiente película que quieres ver y que te esta contando como la ha visto el: sentado y con un cubo de palomitas. En fin, vamos con la puntuación.

LO MEJOR:

> Jackson sigue captando la mitologia que Tolkien nos dejo y la sabe malear a su gusto, convirtiendo lo que podría convertirse en un tostón de película en una película que entretiene y sabe añadir acción cuando es necesario.

> La Banda Sonora es de lo mejor de este tipo de películas. Épica cuando el momento lo requiere y tranquila cuando tiene que serlo.

> El acierto de los 48 FPS a la hora de rodar una película que tiene bastantes momentos de acción y que hace que, comparada con otras películas semejantes, la acción sea más nítida y viva.

LO PEOR:

> Aunque la BSO sea buena, eso no significa que se salve de que sea repetitiva y de que abuse del copy-paste de los temas ya puestos en “El Señor de los Anillos”.

> El 3D en algunas escenas es… mareante, sobre todo en las escenas de acción con multiples fondos.

> Hacer tres películas de un libro que no llega ni a las 300 páginas. Si, no puedo superar este punto

PUNTUACIÓN:

Tras discutir todos estos pros y contras y dejar que la gente siga pensando que no tengo ni puta idea de cine, vamos a darle una nota al “El Hobbit”. Siendo un 0 “Batman y Robin, Schwarzenegger Style” y un 10 “El Caballero Oscuro”, asigno un 7 sobre 10 a la última película de Jackson. Es otra de esas películas que podrás ver tranquilamente repanchingado en el sofa de tu casa cuando tengas la edición en DVD/Bluray y que puede que veas entera un par de veces, pero seguro que acabarás rebobinandola para meter los momentos de acción. Una buena película para acabar el año… hasta que venga Ralph, claro.

Categorías:Cine, Mi Vida